preload

 El Salvador

Comunidad Israelita de El Salvador

UNA COMUNIDAD PEQUEÑA CON UN CORAZÓN GRANDE

Somos una comunidad pequeña, fundada el 21 de septiembre de 1943; los primeros presidentes comunitarios fueron Max Freund y Eugenio Liebes. Desde el comienzo de los años 80 y durante veinticinco años, su presidente fue Jean Claude Kahn, quien llegó al país desde Francia en 1965. Posteriormente le sucedió Ricardo Freund y actualmente, Eduardo Freund es el presidente de la Comunidad.

Es sumamente interesante saber que los primeros datos de inmigrantes judíos a estas tierras se remontan a 1868 y 1886. En 1909 se produce la llegada de Alfredo Widawer, quien organizó la vida religiosa y comunitaria, realizándose los primeros servicios para Rosh HaShaná y Yom Kipur. La mayoría de los judíos llegaron desde Francia y Alemania.

La primera sinagoga, que estaba situada en el centro de la ciudad, fue construida en el año 1949. El actual Centro Comunitario, donde se desarrollan todas nuestras actividades, está ubicado en el barrio de San Benito, en San Salvador. Allí contamos con nuestro Bet Hakneset, la biblioteca que contiene cientos de libros judíos, aulas para las actividades y las clases de los niños, jóvenes y adultos, y hermosos espacios de reunión y recreación.

Nuestra comunidad siempre ha estado comprometida con la educación y las tradiciones judías. Aun en los momentos más difíciles que vivió El Salvador durante la guerra civil, la Comunidad Judía continuó unida, llevando adelante las tefilot de Shabat y de todas las festividades. Fueron momentos complejos donde todos aportaron sus conocimientos y su sabiduría para darle vida a una Kehilá que no podía decaer.

Y la comunidad no decayó, por el contrario, comenzó a crecer nuevamente, y ahora somos parte del mapa judío de Centroamérica, integrando la Unión de Comunidades Judías de Latinoamérica y el Caribe (UJCL), participando a través de nuestros jóvenes en los majanot que organiza la Sojnut con las tnuot latinoamericanas y en los encuentros de Netzer, perteneciente a la World Union for Progressive Judaism.

Nuestra comunidad cuenta con diversos marcos de educación judía no formal para niños y jóvenes.

La Tnua Noar Shelanu, funciona los sábados por la mañana, para niños de 6 a 14 años, y las actividades educativas y recreativas son impartidas por los Madrijim de nuestra comunidad. Tenemos también durante la semana 4 grupos de estudio: kita alef (de 6 a 8 años), kita bet (de 9 a 12 años) kita guimel (de 13 a 15 años) y Majón leMadrijim (capacitación a Madrijim de 15 a 17 años). En estos momentos estamos aplicando en el área educativa los Proyectos de Jalomot y de Lomdim, con el apoyo de Bamah, el Bet Hamejanej Haiheudi de Argentina, así como el Curso de Madrijim, con el asesoramiento de Darkei Noam de Masorti.

Para los adultos, la comunidad ofrece diferentes marcos educativos organizados en forma de cursos, clases o conferencias quincenales. Tenemos también Ulpán de hebreo para adultos y la Javura de Mujeres, que se reúne para estudiar una vez al mes junto al rabino.

Tenemos organizada una Jevra Kadisha con hombres y mujeres voluntarios que, junto al rabino, han estudiado y estudian para realizar esta mitzva tan importante de la mejor manera posible y asi despedir a nuestros seres queridos tal como lo indican nuestras leyes y tradiciones. Y al mismo tiempo se ocupan de acompañar a lo largo de todo el proceso de duelo a los deudos.

También debemos hablar de toda la actividad de asistencia social que realizamos todos los que formamos parte de esta Kehilá y que se encuentra centralizada y organizada por el Comité Tikun Olam.

Apadrinamos el Kinder Estado de Israel, una institución educativa que tiene muchas necesidades y estamos siempre junto a ellos y junto a los niños. También la Fundación Hilda de Rothschild es parte de nuestros corazones, una institución de ayuda a mujeres y niños en riesgo, que se encuentra en la zona del Lago Ilopango; allí llega leche en polvo y cereales que recolectamos en nuestra Kehilá, y se suplen otras necesidades que, por cierto, son muchas.

Porque ese es nuestro objetivo: tratar de poner un granito de arena para mejorar un poco este mundo en el que vivimos. La ayuda al que menos tiene es una de las mejores y más hermosas maneras de hacerlo.

Semanalmente, todas las actividades de nuestra Kehila son informadas y se ven reflejadas en el Kehilatón, el newsletter por correo electrónico de la CIES. Para suscribirse solicitarlo por email a dtor.cies@gmail.com

Desde el primer día del 2010, nuestro Líder Espiritual y Director Comunitario es Fernando Lapiduz. Su esposa Patricia es la Directora de Educación Judía y Morá en nuestra Escuela Hebrea.

Entre ambos se ocupan de brindar la educación judía a los niños, jóvenes y adultos en la Kehilá.

Ellos vienen de trabajar en la Kehilá de Rosario, una de las más numerosas de Argentina, y antes de venir a nuestro país dirigieron por 3 años la Comunidad Hebrea de Cuba.

Con su entusiasmo, experiencia y profundo amor por nuestras tradiciones le han dado a nuestra Comunidad un renovado vigor para continuar la exitosa tarea de los Rabinos que los antecedieron.

Somos una comunidad profundamente identificada con el Estado de Israel, participativa, calurosa,  pujante, viva, muy activa y que sigue creciendo.